Dios no está muerto

Q150.00

Categoría: Etiqueta:

Descripción

Josh es un joven estudiante cristiano (lleva sobre el pecho una cruz bien visible) que se apunta a las clases de filosofía que imparte el profesor Radisson. Se trata de un ateo intolerante, y despótico como maestro, que utiliza su posición de superioridad para exigir a sus alumnos que suscriban una afirmación muy especial si quieren aprobar la asignatura: Dios ha muerto.

Los compañeros de Josh se muestran dispuestos -crean en Dios o no- con tal de pasar de curso. Pero el protagonista de God´s not dead [Dios no ha muerto] -pues así se llama, significativamente, la película- se niega a firmar: “Soy cristiano”, proclama con convicción ante Radisson.

La soberbia del filósofo ateo se ve así confrontada con la firmeza del discípulo que -piensa él- debería ver, oír y callar y no rebelarse. Radisson, viéndose incapaz de doblegar la fe del muchacho, le plantea un desafío: debatir públicamente con él sobre Dios ante el resto de la clase. Si pierde… no pasará la asignatura.

Josh acepta, y se plantea entonces un auténtico duelo de inteligencias, que se revelará como -también- un duelo de corazones y de heridas. Porque, al final, tras la negación de Dios lo que hay casi siempre es un odio a Dios por algo que, a nuestros ojos humanos, no debería haber sucedido.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Dios no está muerto”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *